Parques de lectores de e-books

Hoy en día ya no nos resulta nada extraño ver grandes salas de ordenadores en nuestras bibliotecas. Lo asumimos como normal e incluso absolutamente imprescindible para dar un servicio de calidad, y para dar respuesta a una necesidad de la sociedad a la que servimos. El parque de ordenadores en las bibliotecas ha aumentado en los últimos años, y seguro que aumentará aún más en los próximos años. Si esto ya nos parece normal, estoy seguro que dentro de unos años podremos ver auténticos parques de lectores de e-books en las bibliotecas, en salas multimedia similares a las actuales, o como complemento. Ordenador más e-book... Y no será ciencia ficción. Mientras consulto catálogos de otras bibliotecas, navego por internet, teletrabajo o consulto el correo, me podré descargar al e-book que tendré al lado cualquier libro de cualquier catálogo, y por supuesto, del catálogo de la biblioteca donde esté. O llevarme en préstamo el lector mismo (equipado con tecnología GPS de control y seguridad, por ejemplo) y devolverlo dentro de unos días... O si ya tengo un lector propio, conectarme a la Wi-fi de la biblioteca, y acceder al catálogo o en el repositorio de la biblioteca y descargarme los libros que quiera...

0 comentaris:

Publica un comentari a l'entrada